Mateo 6:19-21

"No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde ladrones minan y hurtan; sino haceos tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el orín corrompen, y donde ladrones no minan ni hurtan, porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón" (Mateo 6:19-21).

"Orín": del griego "brosis" y representa algo que come o corroe.

"Debido a que los ladrones podían abrir boquetes en las paredes de una casa y robar la caja fuerte, las personas adineradas por lo general intentaban uno de varios métodos para resguardar sus bienes: invertir el dinero en cambistas, depositarlo en un templo para su salvaguarda (aun la mayoría de los ladrones se resistía a la idea de 'robarle a los dioses'), o esconderlo bajo la tierra o en cavernas, donde, sin embargo, la polilla (en el caso de prendas valiosas) o el óxido (en caso de las monedas) podían con el tiempo destruir su valor" (Craig Keener - "Comentario del contexto cultural de la Biblia". Pag. 56).

Ya no escondemos nuestros tesoros bajo la tierra o en cavernas, pero sí muchas veces vivimos en este mundo como si fuera eterno y atesoramos cosas que desaparecen con una velocidad asombrosa.

¿Qué o quien es tu tesoro?
Para saberlo solo debes recordar ciertas cosas:
¿De qué hablas en todo momento?
¿En qué piensas la mayor parte del tiempo?
¿Cual es tu pasión?
Algunos cuando hablan de cierto tema se apasionan y parece que podrían hablar todo el día de ello.

¿Cual es tu tesoro? ¿Coches? ¿Deporte? ¿Tu trabajo? ¿Tu ministerio? ¿La música? ¿Un hombre? ¿Una mujer? ¿Qué o quien es tu tesoro?

Nunca podemos conocer verdaderamente a aquella perla preciosa que brilla más que el sol y darnos cuenta de su valor incalculable mientras nuestro corazón anda hipnotizado entre los tesoros enmohecidos y corrompidos de este mundo.

¿Lo quieres a él?
"El reino de los cielos es semejante a un mercader que busca buenas perlas, que habiendo hallado una perla preciosa, fue y VENDIO TODO LO QUE TENIA, y la compró" (Mateo 13:45,46).
El costo es tu vida... TU VIDA ENTERA....

Mientras tanto solo conoces una religión amigable...

2 comentarios:

Anónimo dijo...

q¡ue buen articulo muchiiiiiiiiiiisimas gracias, me toca predicar sobre ese tema mañana y me ayudo su comentario. Dios te bendiga abundantemente....

Casa de Oración Madrid dijo...

Bueno, de verdad me alegra. Esa es la función de publicarlo.

Un fuerte abrazo